Final de “Granjero busca esposa”
Anoche se dio por finalizada la primera edición de “Granjero busca esposa”, un reality novedoso y original basado en la vida de seis granjeros españoles.
Estos seis hombretones de campo decidieron participar en este concurso con el único objetivo de obtener una pareja, aunque con el paso de los diferentes episodios hemos visto que algunos buscaban más la fama que no una persona con quién compartir el resto de su vida.

A continuación, os ofrecemos un breve resumen de lo acontecido estos últimos días:

Tito no fue nada tonto y eligió a dos de las más guapas de sus participantes para que compartieran con él los diez días de estancia en su finca. Desde el primer momento el joven quedó eclipsado por los dos encantos de Raquel y con esta parece ser que va a intentar mantener una relación. La joven confesó ayer que estaba planeando su traslado a la casa de Tito en los próximos meses y además afirmó que quería casarse con él.

Nides, podríamos decir que ha sido uno de los granjeros que ha quedado más dolido y decepcionado tras su paso por el porgrama. El de La Rioja se enamoró de quién no debía, Paula. Ésta no le correspondió en ningún momento y esto ha hecho que Nides quedara muy tocado, ya que él pensaba que ella también sentía algo por él.

Final de “Granjero busca esposa”
David, el más joven, fue uno de los que más sufrió la convivencia con sus dos chicas. Éstas no se lo hicieron pasar nada bien, es más, le trataron bastante mal poniéndole verde por todas las esquinas. Pero al contrario que Nides, éste parece que ha tenido un final feliz, ya que desde que finalizara la convivencia con las jóvenes, una de ellas, Mª José, ha continuado manteniendo una relación telefónica que poco a poco parece que ha ido a más.

Guillamet, el otro catalán, ha sido otro de los granjeros que no ha conseguido sacar partido del programa y no ha querido elegir a ninguna de sus participantes. Todos recordaréis que una de ellas, Piedad, abandonó la convivencia al señalar al granjero de estar actuando y buscar la fama.

Al criador de toros, Carlos, al igual que a Guillamet, le hemos visto el plumero desde lejos. Este se ha dedicado a ligar con unas y con otras y después de tenerlas calentitas les ha dado una patada en el culo argumentando que todavía siente algo por otra persona.

Final de “Granjero busca esposa”
El que sí que ha sacado partido de todo esto ha sido Aitor, a pesar de los problemas y las discusiones que tuvo con una de sus pretendientas. El joven confesó que fue un flechazo lo suyo con Ana, la elegida y con la que ya convive y tienen planes de futuro.

Lo sorprendente de la noche de ayer fue como Carlos y Vera, ex pretendienta de Nides, de magreaban y se besaban debajo de unos zarzales.